CatalàCastellano

 

 

PRENSA 2004



EUROPA PRESS
BARCELONA

PROVOCAN SIETE KILÓMETROS DE COLA

Unos 300 manifestantes vecinos de Gavà Mar y Castelldefels (Barcelona) en un centenar de vehículos cortaron hacia las 12,00 horas dos carriles de la autovía C-32 B para protestar contra los ruidos de la tercera pista del aeropuerto.

La manifestación provocó hasta siete kilómetros de cola en la autovía en dirección a Barcelona, según informó el Servei Català de Trànsit.

Los manifestantes, convocados por la Asociación de Vecinos de Gavà Mar, se dirigieron a la terminal B del aeropuerto con pancartas que rezaban 'Basta peligro, basta ruido'.

La policía local de L'Hospitalet de Llobregat habilitó dos de los cuatro carriles que discurren ante las tres terminales para los manifestantes y así permitir a los viajeros poder acceder al aeropuerto.

La presidenta de la Asociación de Vecinos de Gavà Mar, Elisabet Martínez, pidió a AENA, la empresa gestora del aeropuerto, que "deje de mortificar con ruido y contaminación a los vecinos con el continuo paso de aviones por encima de nuestras viviendas".

Los vecinos reclaman a AENA la paralización de la tercera pista porque incumple la Declaración de Impacto Ambiental, y reclaman la adopción de medidas para reducir el impacto ambiental del funcionamiento del aeropuerto.

El vicepresidente de la asociación, Fernando Peña, informó que está esperando los datos de los sonómetros "para comprobar el ruido" de los aviones y, en el caso de superar el nivel permitido, anunció que presentará una querella criminal contra AENA.

Según la policía local del Prat de Llobregat, algunos manifestantes intentaron obstaculizar el paso de los ciudadanos que querían acceder al aeropuerto, cortando el paso de la entrada con unos cuatro vehículos.

Algunos turismos, que sufrieron las colas en la autovía, optaron por ir a pie hasta la terminal con las maletas a mano para no perder el vuelo.

La protesta, que finalizó hacia las 13,30 horas, provocó disputas entre los manifestantes y algunos ciudadanos que finalmente perdieron el vuelo a causa de la protesta. En un ambiente tenso de insultos entre unos y otros, la Policía Nacional tuvo que evacuar a un hombre que, a punto de pegarse con los vecinos, perdió su vuelo.

El pasado 30 de octubre los vecinos de Gavà Mar y de Castelldefels ya realizaron una manifestación contra los ruidos del aeropuerto. Los vecinos circularon durante una hora y media con sus vehículos en torno a las tres terminales a velocidad lenta y provocaron un importante caos circulatorio.

Recientemente, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos condenó a España por no evitar el alboroto que generan las discotecas, al considerar que supone una violación del derecho de respeto del domicilio y de la vida privada. Las autoridades españolas tendrán que pagar 3.884 euros por daños y 4.500 por gastos del proceso a la valenciana Pilar Moreno Gómez, víctima de la contaminación acústica en los últimos años.


preservermcastelldefels©2006


Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial del sitio. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas, consulte nuestra política de privacidad política de privacidad.

Acepto las cookies de este sitio.
EU Cookie Directive plugin by